Ir al Contenido (Presione enter)

17 OCTUBRE 2017

XII LEGISLATURA

García-Escudero afirma que “en la obra constituyente de Cádiz están los principios orientadores para un gran acuerdo nacional”

García-Escudero afirma que “en la obra constituyente de Cádiz están los principios orientadores para un gran acuerdo nacional”

17/09/2012

El presidente del Senado, Pío García-Escudero, ha afirmado hoy, en la reunión que la COPREPA ha celebrado en Cádiz, que “en la obra constituyente de 1812 están los principios orientadores para un gran acuerdo nacional”.

García-Escudero ha señalado que “nuestras referencias comunes como españoles y demócratas, es decir, por encima de las barreras geográficas e ideológicas, están ahí”, referencias que ha enumerado como “la salvaguarda de nuestros derechos y libertades; el refuerzo de las garantías democráticas de nuestras instituciones; y la búsqueda incansable del progreso y de unas condiciones de bienestar de las que nadie quede excluido”.

El presidente de la Cámara Alta, que ha acudido a este acto conmemorativo de la Constitución de Cádiz junto con los presidentes de los Parlamentos Regionales, se ha referido a la crisis económica que atraviesa nuestro país para aseverar que “no es momento para fabricar diferencias ni para ensimismarse en particularismos de corto alcance, y sí de entendimientos y acuerdos, de aunar esfuerzos, y de avanzar juntos en busca de objetivos comunes”.

Para el presidente del Senado “de esta crisis sólo saldremos aparcando las diferencias y actuando como lo hicieron en 1812 o, en tiempos más recientes, como supimos hacerlo con el consenso constitucional de 1978. Si nuestra meta es común, -ha indicado-, sería incomprensible que no avanzáramos juntos hacia su consecución”.

Pío García-Escudero ha hecho un llamamiento para que la responsabilidad “en este momento tan crucial”, sea compartida entre el Gobierno de la Nación, las Comunidades autónomas, las Cortes Generales y los Parlamentos autonómicos, ya que, según ha manifestado “nuestro modelo de Estado posee la gran virtud de conciliar el pluralismo con la unidad, y la autonomía con la solidaridad”.

Para finalizar, el presidente del Senado ha querido recordar que “para España, y también para Iberoamérica, 1812 es la fecha de arranque de nuestra modernidad política. El punto de salida de un proceso que empieza a fraguarse en el XVIII con el pensamiento ilustrado, y que tiene su culminación en nuestra vigente Constitución de 1978”.