Ir al Contenido (Presione enter)

23 OCTUBRE 2017

XII LEGISLATURA

Salón de Conferencias del Senado en 1904

Asterio MAÑANÓS MARTÍNEZ (Palencia, 1861 - ?, h. 1935)
- Óleo sobre lienzo -
92 x 142 cms

Asterio Mañanós, pintor de origen palentino, se formó en la Escuela Municipal de Dibujo de su ciudad natal y más tarde en Madrid en la Escuela Supior de Pintura y Grabado. La relación con los pintores Casto Plasencia y José Casado del Alisal, cuyos estudios frecuentó, le decidieron a emprender una carrera artística dedicada fundamentalmente al retrato y al género histórico tan en boga en aquel momento. La Diputación Provincial de Palencia, ciudad con la que nunca perdió contacto, le ayudó económicamente para que ampliara sus estudios en Roma, en 1884, donde permaneció unos meses, así como en París, en 1889, ciudad en la que asistió al estudio de Leon Bonnat durante un año.

A su vuelta a España se presentó a la Exposición Nacional de 1892 con ocho retratos y un cuadro de historia titulado Doña Sancha de Castilla ante el sepulcro de su esposo.

Un encargo particular, recibido por parte de D. Víctor Chávarri en 1898, para que copiara La Rendición de Granada, de Francisco Pradilla, fue el motivo para entrar en contacto con el Senado. Gracias a esta copia se le encarga la restauración del original, al parecer deteriorado, así como de otras pinturas más. Con ello consiguió ser nombrado en 1908 conservador de las obras de arte de la Alta Cámara.

La familiaridad con la vida parlamentaria le llevó a realizar una serie de cuadros que han sido su aportación más interesante a la historia de la pintura española, amén de constituir el menor reportaje gráfico de la vida política de la época.

El cuadro Salón de Conferencias del Senado, en marzo de 1904, fue el primero de una serie de seis, realizado en principio por propia iniciativa del pintor y que fue adquirido por la Cámara.

Con una perspectiva muy fotográfica, Mañanós supo captar la riqueza decorativa del Salón de los Pasos Perdidos con la reproducción fiel de cuadros y esculturas, así como el retrato de los políticos que entonces la frecuentaban.

Bajo un fragmento, a la izquierda, del cuadro la Jura de la Constitución aparecen en animada tertulia el líder del partido liberal, Eugenio Montero Ríos, con sus correligionarios y amigos: José Maluquer, Jerónimo del Moral, Fermín Calbetón, Marqués de Reinosa, Álvaro López Mora, Martín de Zavala y Manuel Eguilior. Sentados bajo La conquista de Granada, de izquierda a derecha, están representados Tirso Rodrigáñez, Andrés Mellado y Justo Martínez. En el centro del Salón, de pie, el Marqués de Távara parece comentar a Ángel Avilés, primer catalogador de las obras artísticas del Senado, el mencionado lienzo Jura de la Constitución.

A la derecha , y también de pie, el arzobispo de Sevilla conversa con el entonces Presidente del Senado, Marcelo de Azcárraga, y con el Duque de la Conquista.

En un segundo plano, cuyo telón de fondo está presidido por las esculturas de D. Juan de Austria y Hernán Cortés, aparecen el Conde de Collantes, acodado en la mesa central, y tras él, el Marqués de la Viesca de la Sierra, conversando con el oficial mayor, Sr. Gil Lozano. Por último, y sentado bajo el lienzo "Entrada de Roger de Flor en Constantinopla", se identifica la figura del Conde de Maceda.

El cuadro que se divisa en la sala contigua a este Salón de los Pasos Perdidos es obra de Ignacio Suárez Llanos. Se trata de Sor Marcela de San Félix, monja de las Trinitarias Descalzas de Madrid, viendo pasar el entierro de Lope de Vega, su padre, pintura que actualmente se encuentra en el Museo Municipal de Madrid. (Texto de Pilar de Miguel Egea, dentro del libro "El Arte en el Senado", editado por el Senado, Madrid, 1999, págs. 322 y 324).